Reto del editorial Lucana

Esperamos que os haya gustado el reto. Os dejamos el texto con los vínculos a las canciones.

Por todas las canciones que empiezan a nacer…

Quedarse no es igual que parar, dice Alejandro Sanz mientras sujeta un vaso medio lleno… o medio vacío. Así comenzábamos el curso, medio llenos, orgullosos de que el pasado curso nos quedamos pero no paramos.

La vuelta a las aulas al ritmo de Bienvenidos hijos del Rock and Roll nos devolvía la esperanza de disfrutar de recreos activos, actividades de padrinos y ahijados, plantación, encuentro UNESCO, torneos de ajedrez… y un nuevo e ilusionante proyecto musical. Pero, para empezar, diré que es el final.

Noviembre y su back to black nos devolvió la perspectiva del vaso medio vacío. One more time a los confinamientos, las clases online y presenciales a la vez y familias y profesorado entre dos tierras sin aire que respirar.

Terminamos el trimestre y a la vuelta: 1, 2, 3… 14 ¡vértigo! Nuevo protocolo al estilo ella baila sola y equipos directivos registrando a los presuntos implicados.

Teníamos miedo de volver a los infiernos, las semanas pasaban lento, cada vez más lento… y un día, después de la tormenta, cuando menos piensas, sale el sol. Costó decir pa’fuera telarañas (y mascarillas) y volver a vernos las caras, libres como un recién nacido en Fontibre.

Aún no es muy tarde para coger el tren porque si nos olvidamos de nosotros mismos demasiado tiempo da igual ¡Porque hoy es nuestro renacimiento!